Puntúa de l'1 al 5 els següents aspectes de les noves seccions.
Pregunta 1 2 3 4 5
Disseny del nou entorn
Facilitat d’ús
Utilitat de les gestions que pots realitzar
Impressió general

Pròxims Esdeveniments

© Rodolfo Torres

Retazos urbanos, estrategia comprobada de creación de escenarios de vida en el área metropolitana de Bucaramanga, Colombia

En el área metropolitana de Bucaramanga, se han venido implementando estrategias enfocadas al crecimiento sostenible de las ciudades, acorde con la Nueva Agenda Urbana la cual establece una innovadora forma de planificar, gestionar y vivir en las ciudades. En ella, se destacan los compromisos de promover y apoyar el desarrollo de ciudades más limpias, tomar medidas para hacer frente al cambio climático mediante la reducción de emisión de gases de efecto invernadero, mejorar la conectividad, apoyar iniciativas sostenibles y fomentar la creación de espacios públicos seguros, accesibles y ecológicos.

De igual forma, en el contexto regional, el Plan Integral de Desarrollo Metropolitano – dime tu plan, como marco estratégico de planificación con visión metropolitana 2016 – 2026, contempla el Programa MAS VERDE PARA EL ÁREA METROPOLITANA DE BUCARAMANGA que se orienta a implementar y mantener en condiciones apropiadas, el área destinada a zonas verdes urbanas como escenario de sano esparcimiento, generando conciencia sobre el valor del paisaje urbano y garantizando conectividad y complementariedad de la estructura ecológica principal del territorio.  Así mismo, la Ley 1549 de 2012, pretende fortalecer la política colombiana de educación ambiental y su incorporación efectiva en el desarrollo territorial, a través de los proyectos ambientales escolares – PRAE, y los proyectos ciudadanos y comunitarios de educación ambiental – PROCEDA; instrumentos de los cuales nace la necesidad de adecuar espacios para la formación ambiental de la ciudadanía.

En el marco de los mencionados fundamentos, de la competencia de autoridad ambiental urbana y del rol de entidad planificadora del Área Metropolitana de Bucaramanga, es de gran importancia profundizar en acciones que conduzcan al logro de estos compromisos, y específicamente en la gestión y generación de espacio público en el que se integren diseño, sostenibilidad y participación ciudadana. De esta manera, surge la estrategia denominada Retazos Urbanos que busca la creación, regeneración y restitución de áreas residuales urbanas para habilitarlas como escenarios de vida comunitaria a través de la cultura y la educación ambiental; para que cada espacio no sea sólo un lugar… sino una experiencia. Una estrategia que hace un año era apenas un boceto, una idea en el imaginario de una entidad convencida de las bondades de los procesos arquitectónicos integradores del espacio público a las dimensiones ambiental, social y económica del Área Metropolitana de Bucaramanga.

Un Retazo Urbano se concibe como un espacio público libre de barreas físicas, promotor de cohesión social, seguro, un escenario de pedagogía y educación ambiental, articulador de proyectos comunitarios, que permite la renovación y puesta en valor de especies endémicas; y, adaptado al lugar, contexto, usuario y tiempo específico.

La metodología empleada para implementar la estrategia de RETAZOS URBANOS, se basa en la PARTICIPACIÓN CIUDADANA bajo el entendido que nadie mejor que la comunidad del sector que vive día a día su espacio, sus carencias, sus expectativas…, es quien está llamada a protagonizar la construcción de su realidad. Según Alan Lavel, el territorio es una construcción social, política y económica cuyo resultado son regiones con características humanas, productivas, económicas, políticas o sociales diferenciadas, referida a su base de recursos naturales y características geográficas naturales en general. Es el resultado dinámico y complejo del entorno interactuando con las comunidades que forman parte de él.  De esta forma, los Retazos Urbanos construidos con la participación ciudadana, generan sentido de pertenencia y de identidad; el nombre relaciona a la comunidad con el espacio público de manera simbólica en tanto se apodera de él, puesto que ha impregnado a cada uno de sus componentes de un significado especial.

El proceso de co-creación (AMB – comunidad) del Retazo Urbano inicia con la elaboración del PROCEDA, el cual contiene un análisis cualitativo y cuantitativo de las condiciones urbanísticas, sociales y ambientales, relacionada con la gestión de residuos sólidos, especies de fauna y flora existentes, movilidad, calidad del aire, características actuales del recurso hídrico, condiciones de ruido, saneamiento básico, espacio público e instrumentos de cultura y educación ambiental presentes en cada zona, con el fin de lograr un panorama integral de los sitios potenciales de convertirse en Retazos Urbanos. 

Es por esto que se propician encuentros flexibles y abiertos, ejercicios de sensibilización y pedagogía que buscan involucrar a la comunidad en la discusión de temas pertinentes al espacio público y la ciudad, el desarrollo económico, la sostenibilidad urbana y la identidad sobre el territorio, siempre desde una perspectiva lúdica, dinámica, atractiva y cercana que motive a los ciudadanos y logre su real APROPIACIÓN e IMPLICACIÓN en el proceso.

De ahí que se torna imperativo comunicar, difundir e interactuar con el ciudadano desde el inicio y durante todas las fases del ciclo de vida del proyecto, así como hacer visible el proceso y los resultados a la comunidad en un ejercicio de retroalimentación donde las partes llegan a consensos.

Para ello, el equipo de trabajo de la entidad que denominamos taller de arquitectura, traduce las propuestas técnicas a un lenguaje que todos puedan comprender (imágenes, referentes, lenguaje coloquial, maquetas, medios audiovisuales...); implementa una metodología abierta y colaborativa; propicia encuentros in situ, en la calle y con los vecinos; aplica herramientas y canales de diálogo, difusión y consulta permanente con todos los actores involucrados; desarrolla campañas de comunicación y publicación en página web, redes sociales y demás medios virtuales; escucha, estudia, contextualiza e incorpora efectivamente las opiniones de la comunidad a cada Retazo Urbano en sus diferentes etapas de ejecución.

Lo anterior agiliza procesos, acerca al ciudadano, potencia la implicación de la población y de los agentes socioeconómicos del Área Metropolitana de Bucaramanga y facilita la transformación de ideas en proyectos de urbanismo.

Del proceso participativo se deriva un espacio donde interactúan los actores sociales, reflexionan sobre la situación y se plantea la hoja de ruta que comprende acciones y herramientas con las comunidades, entidades públicas y actores representativos de la planeación. 

Por su naturaleza, el proyecto requiere de mecanismos de seguimiento y evaluación en el tiempo que permitan visibilizar las acciones realizadas, analizar, implementar y/o adaptar las decisiones a los constantes cambios del entorno. Para ello se diseñan y desarrollan indicadores como los que se mencionan a continuación, que corresponden a todas las tipologías planteadas de Retazos Urbanos y que incorporan las perspectivas técnicas, ciudadanas, y de los diferentes agentes involucrados en el ordenamiento territorial:

  • Indicador de calidad espacial y diseño: se refiere a las mejoras espaciales e infraestructurales realizadas, que permiten que la intervención cuente con un espacio de calidad.
  • Indicador de suelo blando y arborización: las tipologías de retazos urbanos buscan propiciar un diseño con vegetación que le da calidad al espacio público, aporta confort y reduce el impacto ambiental.
  • Indicador de accidentalidad: algunas de las tipologías están relacionadas con cruces e intersecciones en vías, por lo que este indicador permite verificar si la intervención logra disminuir la tasa de accidentalidad del sector.
  • Indicador de apropiación: analiza el nivel de pertenencia al Retazo Urbano para verificar el éxito de la intervención.

En los eventos de entrega de los Retazos Urbanos a la comunidad - quien es su cuidador y dueño natural -, hemos comprobado la felicidad con la que los ciudadanos de todas las edades lo reciben, con el corazón lleno de complacencia, de ese sentimiento de recibir el regalo que soñó merecer para sus hijos, sus padres y para sí mismo….: Espacios con diseño moderno y funcional, con zonas verdes renovadas y propicias para el encuentro con la naturaleza, con materiales y juegos infantiles de la más alta calidad, con zonas de estancia y mobiliarios como punto limpio, canecas en acero inoxidable, bici parqueaderos, rampas de acceso a personas con discapacidad y señalética.

El nivel de excelencia y la contribución de este tipo de obras a preservar y mejorar los valores urbanos, ambientales, sociales y culturales; ha hecho que los proyectos enmarcados en el Plan de Desarrollo Municipal: “El espacio público, la piel de la democracia” liderados por el taller de arquitectura pública de la alcaldía de Bucaramanga, fueran galardonados en la bienal nacional de Arquitectura Colombiana con el premio Karl Brunner en la categoría diseño urbano y paisajismo en el mes de octubre de 2018, así como con el premio internacional “Ciudad para las personas” en la categoría “Revivir la ciudad” del Gobierno de la ciudad de Buenos Aires y el Banco Interamericano de Desarrollo en agosto de 2018. Este taller de arquitectura que fue incubado en la Alcaldía de Bucaramanga a mediados de 2016, fue codirigido en su momento por el Arquitecto Rodolfo Torres Puyana - actual director del Área Metropolitana de Bucaramanga -, y coordinado por el Arquitecto Francisco Jordán Serrano.

“Después de concluir con éxito los primeros 10 retazos urbanos en el Área Metropolitana de Bucaramanga, podemos decir con orgullo y satisfacción que hemos convertido espacios problema en espacios para la vida”.

Arq. Rodolfo Torres Puyana

 Rodolfo Torres Puyana, arquitecto. Corresponsal del COAC en Bucaramanga, Colombia. Mayo 2019.

Apoyo AMB: Arquitecto Francisco Eugenio Jordán Serrano, Ingeniera Industrial Sandra Yaneth Parada Hernández

 

Versió per a imprimirPDF version
Tornar